Novak Djokovic: legalidad e igualdad

Tiempo de lectura: 3 min.

La realidad:

  • Djokovic está ejerciendo su derecho de manera legal a ser exento de la vacunación.
  • Australia está actuando de manera “legal” al no dejar entrar a sus fronteras a quien les parezca.
  • Pero no todo lo que es “legal” es bueno: el aborto, la eutanasia, uso de drogas…

Morder:

  • Preguntas. ¿El no estar vacunado es una causa justa de discriminación? ¿Qué pasa con los países que desean ejercer su soberanía frente a inmigrantes ilegales? ¿No deberían también poder “discriminarlos” sin que el sector progresista se indigne? ¿Los no vacunados deben ser tratados como delincuentes? ¿Quiénes están a favor del actuar de Australia, no deberían estar en contra de la inmigración ilegal?
En este artículo recopilo distintas fuentes sobre el tema. Buen debate.

Djokovic, que se quedó con los últimos tres Abiertos de Australia, ha ganado nueve de sus 20 majors en Australia. Comparte el récord de títulos de la ATP con Roger Federer y Rafael Nadal, por los que podría superarlos si se consagra en el certamen oceánico que se llevará a cabo desde el 17 hasta el 30 de enero.

La estrella serbia de 34 años se encuentra detenida en un hotel para inmigrantes en Australia, buscando la forma de no ser extraditado, después de que su visa fuera revocada al llegar a Melbourne y se le negara la entrada al país.

Lo que se suponía que fuera el inicio de otra campaña de campeonato de Grand Slam se ha transformado en una tormenta diplomática.

La parte de la historia de la exención médica que recibió Novak Djokovic que se desconoce, la razón por la que se otorgó, es la que impulsó el escándalo. Ese motivo es privado, porque una de las alternativas es que se trate de una afección severa en la salud. La persona que se pone bajo análisis, tiene derecho a resguardar información si considera que forma parte de su intimidad.

“Djokovic no cree en las vacunas y casi nadie cree que Djokovic tenga un motivo valedero para no aplicárselas.” (La nación)

Las razones válidas para las exenciones incluyen una condición médica aguda, como miocarditis o inflamación del músculo del corazón. El haber sufrido una infección de covid-19 en los últimos seis meses también era reconocido bajo esas políticas, según lo anunciado en diciembre y endosado por el gobierno del estado de Victoria. En ese entonces, las autoridades federales australianas no tuvieron objeciones.

Morrison declaró que aceptaba la decisión del gobierno del estado de Victoria de otorgar a Djokovic y otros jugadores las exenciones médicas. El martes, indicó que las autoridades federales, que controlan las fronteras, «actuarían de acuerdo» a las decisiones del estado y que «así es como eso funciona».

También dijo que no era inusual que personas fueran rechazadas a su llegada a Australia, porque los funcionarios de inmigración evalúan los requerimientos de visa en el momento de llegada del viajero y no antes.

El punto en cuestión es que hubo dos casos confirmados de tenistas que solicitaron el mismo permiso y fueron rechazados. Son dos jugadores de los que no se conocía casi nada hasta que se informó la negativa de los organizadores del Australian Open para permitirles participar. Lo curioso es que ninguno de los dos son antivacunas: una, la rusa Natalia Vikhlyantseva, cumplió con el proceso sanitario en su país, con dos dosis de Sputnik, pero el gobierno australiano no aprobó esa vacuna todavía. Otro, el indio Aman Dahiya (17 años), no pudo recibir las aplicaciones porque en su país aún no fueron incluidos en la campaña los menores de 18 años. Incluso solicitó que le permitan vacunarse en otro país antes de llegar a Australia. Se lo negaron igual.

Fernando Fuentes Pinzón (PicaLibro) «Entendiendo que las fronteras son eso, limites nacionales para excluir a terceros por diversas razones, quien aplaude que no lo dejen pasar por no vacunado NO puede oponerse sin contradecirse con impedir pasar a inmigrantes que no tengan suficiente dinero, capacitación, antecedentes penales, en fin, no comparto nada la decisión australiana, pero si defiendo su derecho a hacerlo, así, como defiendo el derecho del país de darle la bienvenida a los inmigrantes que ellos consideren mejores para su país y rechace a otros…

Pero eso sí, si la ley es la ley contra Novak Djokovic, también lo debe ser contra la inmigración ILEGAL (es decir, la que no cumple la Ley nacional), quien aplaude a Australia, debe aplaudir cuando se dice: NO, a la inmigración ilegal, Lo contrario sería un sinsentido: sí, Australia puede expulsar al tenista por no cumplir la Ley, pero España o USA NO puede expulsar a los inmigrantes que NO cumplen con la ley, sería un choque total de respuestas.»

FUENTES:

https://www.infobae.com/america/deportes/2022/01/04/el-detras-de-escena-de-la-polemica-de-djokovic-las-cinco-excepciones-que-permiten-jugar-el-australian-open-sin-vacunarse/

https://www.bbc.com/mundo/deportes-59895568

https://elcomercio.pe/deporte-total/polideportivo/novak-djokovic-del-me-opongo-a-la-vacunacion-a-viajar-con-permiso-para-competir-en-el-australian-open-tenis-nczd-dtcc-noticia/?ref=signwall

https://www.lanacion.com.ar/deportes/tenis/el-escandalo-djokovic-y-la-ironia-de-las-dos-vacunas-nid05012022/

https://www.larazon.es/deportes/20220106/gfkzmtogbzd53e3lniqg7ru4mm.html

https://www.elespanol.com/deportes/otros-deportes/20211208/mcgregor-djokovic-irving-millones-estrellas-polemicas-covid/632937677_0.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: